Inicio lugo (AM) El jurado declara a Ana Sandamil culpable de asesinar a su...

(AM) El jurado declara a Ana Sandamil culpable de asesinar a su hija Desirée de forma consciente

El veredicto, tras 24 horas de deliberación, no le reconoce ni siquiera la afectación leve del anterior juicio

LUGO, 7 (EUROPA PRESS)

El jurado popular ha declarado este martes a Ana Sandamil culpable de asesinar en mayo de 2019 a su hija Desirée Leal, de siete años, un acto que, apuntan, hizo siendo plenamente consciente de sus actos, a pesar del trastorno mental que padece.

Así lo recoge el acta del jurado popular, que ha leído el portavoz esta tarde en la Audiencia Provincial de Lugo. Los nueve miembros del jurado han estado deliberando unas 24 horas, el mismo tiempo que, hace un año, pasó confeccionando su veredicto el jurado popular del primer juicio por este caso, que fue anulado.

El resultado ha sido muy similar. Las personas que han sido encargadas de analizar los testimonios, pruebas, periciales y diligencias relacionadas con el asesinato de Desirée Leal han llegado a la misma conclusión que sus compañeros en 2022, que Ana Sandamil era consciente de sus actos en el momento de acabar con la vida de su hija.

Sin embargo, en esta ocasión, no le han dado ni el margen de duda de considerar una afectación leve de sus facultades, como hace doce meses, si no que han decretado que era plenamente consciente.

Las facultades mentales de la acusada eran el punto central de discusión en este caso, en el que Fiscalía y acusaciones piden para ella prisión permanente revisable y la defensa su ingreso en un centro psiquiátrico. El pasado año, el tribunal optó por lo primero.

Sin embargo, en noviembre, el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia anulaba el veredicto, y con ello la sentencia, y ordenaba repetir todo el juicio. Lo hacía porque consideraba que el fallo no argumentaba satisfactoriamente por qué los jurados se habían decantado por decir que Ana Sandamil era consciente de sus actos en el momento del crimen.

Leer más:  La circulación en Lugo se ve afectada por la nieve, impidiendo que los camiones transiten por la LU-633 en Pedrafita do Cebreiro

HECHOS PROBADOS

El caso se remonta a la madrugada del 3 de mayo de 2019, cuando Desirée dormía en la cama de su madre. Según ha determinado el jurado popular, en algún momento de la noche, Ana Sandamil la asfixió ejerciendo presión en el cuello y tapando sus vías respiratorias con un cojín. A la mañana siguiente comunicó a la abuela que había ‘encontrado’ a la niña sin vida y simuló un intento de suicidio por el que pasó cuatro meses ingresada en psiquiatría del HULA.

Tras el crimen, tanto Ana Sandamil como algunos de sus familiares cercanos dijeron que la mujer estaba pasando por una situación de estrés a raíz de un curso de formación que había arrancado en el mes de febrero y que presentaba algunos síntomas psicóticos, como sensación de persecución y de vigilancia o de que algunas personas que conocía no eran ellas mismas.

Esta cuestión, que aparece reflejada en su ingreso tras el crimen, no figura, sin embargo, en ninguna de las atenciones por cuestiones psiquiátricas que tuvo con anterioridad, en las que se le detectó estrés y se le pautó medicación para dormir.

En sala, los psiquiatras y psicólogos forenses que la atendieron en el HULA manifestaron que presentaba “síntomas psicóticos” y consideraron que sus facultades estaban afectadas, tomando como base las manifestaciones de la propia Sandamil.

Sin embargo, los forenses que realizaron las periciales de imputabilidad, detectaron puntuaciones altas en las escalas de simulación y percibieron que estaba “exagerando” sus síntomas, entre ellos la amnesia.

Además, aunque certificaron que Ana Sandamil padece un trastorno de la personalidad grave, los forenses apuntaron en sala que sus supuestos delirios, entre ellos el oír voces, no hacían referencia a su hija y, por tanto, no tenían relación con el crimen. El jurado ha optado, de nuevo, por esta segunda versión.

Leer más:  El comité de la empresa advierte que el horno de cocción de Alcoa se ha detenido, lo que resultará en la pérdida de empleo para 500 personas

“JUSTICIA, POR FIN”

“Justicia, por fin, esperemos ya, de una vez por todas”, estas han sido las palabras del padre de Desirée, José Manuel Leal, tras la lectura del veredicto, visiblemente emocionado, a las puertas de los juzgados de Lugo.

Su letrado, en declaraciones a los medios, ha agradecido la labor del jurado y el “enorme esfuerzo para motivar” el veredicto y conseguir “que no vuelva a pasar lo de la otra vez”.

Por su parte, la letrada de la acusación popular, que ejerce la Fundación Amigos de Galicia, ha mostrado también su satisfacción por el veredicto que, ha señalado, consideran que “está muy bien fundamentado”.


- Te recomendamos -
Artículo anterior(AMP) Alcoa aprueba la financiación completa del proyecto de barras de compensación del campo magnético para San Cribrao
Artículo siguienteEl tiempo en los próximos días en Lugo